Prótesis de cadera

La prótesis de cadera por cirugía mínimamente invasiva asegura un postoperatorio sin dolor, rehabilitación inmediata e independencia precoz del paciente.

Se trata de la implantación de la prótesis sin cortar músculos rotadores, ni abductores de la cadera, únicamente separándolos. Permite además mantener el músculo indemne para cirugías futuras.

Esta operación consiste en sustituir la articulación desgastada y dolorosa de la cadera por una articulación artificial que permita al paciente recuperar la movilidad y agilidad perdida sin dolor.

Los pacientes que se someten a esta cirugía suelen ser pacientes con artrosis dolorosa de cadera o que hayan tenido alguna fractura o problema del desarrollo en la infancia

Gracias a la cirugía mínimamente invasiva, el paciente puede caminar con apoyo completo de la pierna al día siguiente de la cirugía, no tiene que tomar apenas medicación para el dolor y no hay que transfundirle sangre.

En pocos días no precisa muletas, puede conducir, no precisa elevadores para el baño y puede cruzar las piernas sin riesgo.

La duración de los materiales que implantamos es muy larga y pocas veces precisan recambios de componentes

Displasia de cadera

La displasia de cadera es una entidad con múltiples presentaciones, afecta a diferentes edades de la vida, con distintos tratamientos.

En la edad adulta con dolor diario lo más probable es que haya que realizar una artroplastia de cadera.

Tu tratamiento comienza aquí

Citas flexibles y atención de urgencias 24/7

Para urgencias +34 91 387 50 58

Consentimiento

Lee aquí nuestra Política de Privacidad

Responsable DPO: Diego López González
Finalidad: Información al paciente.
Legitimación: Tu doble consentimiento.
Derechos: Tienes derecho al acceso, rectificación, supresión, limitación, portabilidad y olvido de sus datos de acuerdo a la Política de Privacidad